Skip Navigation

Sordos/personas con dificultades auditivas

La sordera se define como una pérdida de la audición que no permite que una persona comprenda el habla a través del oído. Las personas con dificultades auditivas tienen una pérdida de la audición más leve o moderada que podría o no corregirse con amplificación. La persona sorda también puede tener dificultades del habla. De acuerdo con el Compendio de Discapacidades, más de cuatro millones de estadounidenses son sordos o tienen dificultades auditivas.

Para obtener la atención de la persona, tóquela suavemente, haga señas con la mano o utilice algún otro tipo de señal física. Si está utilizando un intérprete, hable directamente a la persona sorda en lugar de al intérprete. Si la persona lee los labios, mire directamente a la persona, hable lentamente y con claridad, pero no exagere los movimientos de sus labios y, especialmente, no grite. Hable de forma expresiva, ya que la persona utilizará sus expresiones faciales, gestos y movimientos corporales como ayuda para entender lo que dice. Mantenga las manos y cualquier otro objeto alejados de su boca al hablar. Si aún tiene dificultad para comunicarse, siéntase libre de utilizar notas escritas.

Las personas sordas y con dificultades auditivas suelen tener diferentes preferencias con respecto al modo de comunicarse. Algunas pueden preferir comunicarse por correo electrónico y/o mensajes de texto/SMS. Los medios sociales también han pasado a ser un medio popular para comunicaciones informales. Otras pueden preferir comunicarse a través de un “intérprete de retransmisión”, con frecuencia denominado “operador de retransmisión” o “asistente de comunicaciones”. Es importante preguntar a la persona cuál es su modo de comunicación preferido.

Hace muchos años, las personas sordas y con dificultades auditivas se comunicaban a través de dispositivos de telecomunicaciones conocidos como TTY o TDD, ya sea entre dos usuarios de dichos dispositivos o entre un usuario y un operador de retransmisión. Si bien existen numerosas referencias a dichos dispositivos en muchas guías de recursos contemporáneas, es importante tener en cuenta que, en general, ya no se utilizan ampliamente.

Actualmente, muchas comunicaciones telefónicas tienen lugar a través de un servicio de retransmisión con video (“Servicios de Retransmisión en Video”) o servicios de retransmisión basados en texto. Estos servicios difieren únicamente con respecto a la experiencia como usuario del llamante sordo o con dificultades auditivas. La experiencia como usuario del llamante oyente seguirá siendo la misma que con cualquier otra llamada telefónica. La retransmisión será realizada por el asistente de comunicaciones (“AC”) que le retransmite con su voz todo lo que el usuario del servicio de retransmisión digita o señala, y señala o digita para el usuario del servicio de retransmisión todo lo que usted dice.

Estos servicios son sin cargo y no tienen un número de teléfono especial. Si una persona sorda o con dificultades auditivas le proporciona un número de teléfono que utiliza un servicio de retransmisión, solo necesita llamar a ese número. El operador/intérprete de retransmisión le facilitará automáticamente la llamada telefónica.

Si no está familiarizado con la retransmisión, pida al operador que le explique cómo funciona. Cuando el AC dice, “Adelante”, significa que le toque a usted responder. Hable despacio y directamente al llamante sordo/con dificultades auditivas, no al AC. Cuando termine de hablar, diga “Adelante” para indicar que le toca hablar a la otra persona.

Algunas personas sordas no quieren que se diga que tienen deterioro auditivo debido a la negatividad de la palabra deterioro. Diga “persona sorda” o “persona con dificultades auditivas”. Si una persona es tanto sorda como ciega, el término correcto es sordo-ciego. Nunca diga sordo y ciego. Muchas personas de la comunidad de sordos prefieren el uso de ‘d’ minúscula al referirse al estado audiológico y ‘D’ mayúscula al referirse a la cultura y la comunidad de las personas Sordas.

Cuando necesite contratar un intérprete de lenguaje de señas a través de un servicio, hágalo tan pronto como sea posible. Se recomienda una antelación de dos semanas. Asegúrese de confirmar que el intérprete de lenguaje de señas esté certificado y sea experimentado, e informe al intérprete acerca del asunto del evento. El intérprete certificado ha reunido una cantidad de mínima de horas de capacitación de manera periódica y se rige por un código de conducta profesional. Esto es importante para garantizar que sus comunicaciones, y la conducta del/de los intérprete(s) cumplan con las normas de calidad, éticas y profesionales correspondientes. El Registro de Intérpretes para Sordos [Registry of Interpreters for the Deaf (RID)] mantiene un listado consultable de intérpretes y su situación de certificación.

La contratación de un intérprete para una persona sordo-ciega puede requerir un intérprete calificado y especialmente capacitado que esté disponible a través de agencias de interpretación. Al contratar un intérprete para una persona sordo-ciega, informe acerca de las circunstancias y los requisitos y confirme que el intérprete cuente con certificación.

Los intérpretes sordos certificados [Certified Deaf Interpreters (CDI)] son profesionales sordos con capacitación especializada y/o experiencia en cerrar las brechas de lenguaje y culturales que existen, a veces, entre partes sordas/con dificultades auditivas y partes oyentes. Poseen fluidez nativa o casi nativa en el Lenguaje de Señas Americano y podrían estar indicados para circunstancias en que surjan dificultades de lenguaje o diferencias culturales; por ejemplo, en situaciones de emergencia o médicas sumamente traumáticas, procesos judiciales y tareas técnicas complejas. Los CDI trabajan en equipo con intérpretes de Lenguaje de Señas Americano (ASL, por sus siglas en inglés) y pueden tener un papel fundamental en garantizar que las comunicaciones sean eficientes y eficaces.

Organizaciones nacionales para personas sordas o con dificultades auditivas:

  • The American Speech-Language-Hearing Association (ASHA) (La Asociación Americana del Habla, Lenguaje y Audición) es la asociación nacional profesional, científica y de acreditación para 198.000 miembros y afiliados que son audiólogos, patólogos de habla-lenguaje; científicos del habla, el lenguaje y la audición; personal de apoyo para patologías de la audiología y del habla-lenguaje; y estudiantes.
  • The American Society for Deaf Children (Sociedad Americana para Niños Sordos) es una organización sin fines de lucro de asistencia entre padres, que promueve una actitud positiva hacia la cultura de las personas sordas y del lenguaje de señas. También brinda apoyo, incentivo e información actualizada sobre la sordera a familias con niños sordos y con dificultades auditivas.
  • Greater Los Angeles Agency on Deafness (GLAD) (Agencia para la Sordera del Gran Los Ángeles) brinda apoyo y mejora la vida de las personas sordas y con dificultades auditivas al brindarles información, capacitación y oportunidades. GLAD también proporciona capacitación y asistencia técnica a proveedores de servicios auditivos, empleadores y organizaciones y agencias comunitarias. GLAD administra la agencia de interpretación LifeSigns y es un buen recurso para la cultura de las personas sordas.
  • Hearing Loss Association of America (HLAA) (Asociación de Pérdida de la Audición de América) brinda asistencia y recursos para personas con pérdida de la audición y sus familias para que aprendan a adaptarse a vivir con pérdida de la audición. HLAA trabaja en erradicar los estigmas asociados a la pérdida de la audición y mejorar la concientización pública acerca de la necesidad de prevención, tratamiento y pruebas de audición periódicas.
  • La National Association of the Deaf (Asociación Nacional de Sordos) es la principal organización de derechos civiles de, para y por las personas sordas y con dificultades auditivas en los Estados Unidos de América. Establecida en 1880, la NAD fue conformada por líderes sordos que creían en el derecho de la comunidad sorda estadounidense de usar el lenguaje de señas, congregarse para cuestiones importantes para sus miembros, y que sus intereses fueran representados a nivel nacional.
  • National Black Deaf Advocates (Defensores Nacionales de Sordos de Raza Negra) es una organización que promueve el liderazgo, la concientización de la sordera y la participación activa en los procesos políticos, educativos y económicos que afectan las vidas de los ciudadanos sordos de raza negra.
  • La abogacía, los programas y los servicios del National Center on Deafness at California State University at Northridge (Centro Nacional de Sordera de la Universidad del Estado de California en Northridge) promueven la adquisición de destrezas comercializables y oportunidades únicas para estudiantes sordos, con dificultades auditivas y sordo-ciegos. El centro es un buen recurso local con un departamento de estudios para sordos, profesores y estudiantes.
  • La misión de The National Council of Hispano Deaf and Hard of Hearing (Consejo Nacional de Sordos e Hipoacúsicos Hispanos) es asegurar la igualdad de acceso de la comunidad hispana sorda y con dificultades auditivas a las áreas de bienestar social, recreativo, cultural, educacional y vocacional.
  • TDI (antiguamente conocido como Telecommunications for the Deaf and Hard of Hearing, Inc.) fue establecida en 1968 originalmente para promover la distribución de TTY en la comunidad de sordos y publicar una guía nacional anual de números TTY. Actualmente, es una organización nacional de abogacía activa que centra sus energías y recursos en los problemas de igualdad de acceso en las telecomunicaciones y los medios para personas sordas, con dificultades auditivas, con sordera tardía y sordo-ciegas.

TWITTER

Connect with us on Twitter:

FACEBOOK

Connect with us on Facebook and join the community:

Respect Ability - Fighting Stigmas. Advancing Opportunities.

CONTACT US

RespectAbility
HQ: 11333 Woodglen Drive, #102, Rockville, MD 20852
West Coast: 350 S Bixel Street
Los Angeles CA 90017

Office Number: 202-517-6272
info@respectability.org

GUIDESTAR PLATINUM

RespectAbility and TheRespectAbilityReport.org is a GuideStar Platinum Participant. GuideStar Platinum Participant Logo
© 1999-2019 RESPECTABILITY. ALL RIGHTS RESERVED. SITE DESIGN BY COOL GRAY SEVEN   |   SITE DEVELOPMENT BY WEB SYMPHONIES   |   PRIVACY   |   TERMS OF SERVICE   |   SITEMAP
Translate »